¿En qué consiste hacerse un tatuaje?

En Logia Barcelona pensamos que la mejor manera para entender cómo funciona la eliminación láser de un tatuaje es conocer que es lo que hacemos al realizar un tattoo.

Al tatuar realizamos micropunciones que atraviesan la epidermis, la capa externa y caduca de la piel y que está en constante proceso de regeneración,  introduciendo pigmentos en la dermis, que es la parte estable de nuestra piel.

Parte de estos pigmentos se expulsan durante la cicatrización, y otra parte la filtra el propio sistema linfático mediante los fagocitos (células encargadas de limpiar el organismo de agentes externos). Un gran número de estos fagocitos mueren en la misma zona del tatuaje con las moléculas de tinta en su interior, y dado que ya no provocan rechazo, quedan en la dermis, haciendo los tatuajes permanentes.

El láser emite pulsos de energía de forma alterna a una elevada potencia, y en un lapso de tiempo muy corto, nanosegundos en el caso de la Ink Hunter. Esto conlleva un tiempo de exposición extremadamente reducido y, por ello a pesar de su potencia, la piel no se ve afectada.

Una vez el haz del láser impacta las partículas de tinta, estas absorberán toda la energía, liberándose del fagocito donde estaban presas y fragmentándose en partes más pequeñas que el propio organismo filtrará con mayor facilidad.

La fragmentación de las particulas de tinta se produce a muy alta velocidad y en un lapso muy corto de tiempo, provocando la formación de pequeñas burbujas de dióxido de carbono y nitrógeno, y haciendo que la zona del impacto se vuelva de color blanco.

El efecto de cambio de color es temporal, ya que a los 10 minutos el cuerpo reabsorbe ese gas, y la piel y el tatuaje recuperan parte de su color.

Esta fragmentación incide en el tejido adyacente en la dermis, provocando una reacción  del sistema inmunológico, que puede llegar a provocar cierta hinchazón, enrojecimiento, dolor y ampollas.

Aplicando una pomada cicatrizante durante un par de semanas después del tratamiento no habrá problema alguno de dejar marcas o cicatrices.

Como la eliminación de las partículas de tinta se realiza por el sistema linfático, y  debido a la ubicación de los nódulos linfáticos, los tatuajes realizados en manos y pies suelen tener una eliminación más lenta que el resto de zonas del cuerpo.

No queda de más recordar que no es conveniente realizar ningún tipo de tratamiento, ya sea de tatuaje o de eliminación con láser si estamos enfermos o tenemos alguna afección grave.

Las personas con un sistema inmunológico débil o incluso las personas con un consumo de tabaco elevado pueden presentar un proceso de eliminación mucho más lento.

eliminacion laser logia barcelona

POSIBLES EFECTOS  EN LOS DÍAS POSTERIORES A UNA SESIÓN


¿Deja la eliminación láser ampollas
?

Suelen aparecer en tatuajes con una mayor superficie y en las primeras sesiones. No aparecen porque se produzca una quemadura (siempre y cuando el láser se aplica correctamente), sino porque las partículas de tinta, al estallar en partes más pequeñas y hacerlo a una gran velocidad, causan heridas en el tejido adyacente. Esta “agresión mecánica” es la causante de esas posibles ampollas. Son perfectamente normales y están para ayudar a hidratar y cicatrizar la zona.

 

¿Deja algún tipo de costra la eliminación láser?

Debemos evitar en gran medida la aparición de estas, ya que rascarlas o retirarlas aumenta el riesgo de marcas o cicatrices. Igual que en un tatuaje, una buena hidratación evitara su aparición. Si aparecen, hay que dejar que caigan naturalmente.

 

¿Este proceso puede provocar algún tipo de malestar?

La aplicación del láser puede causar molestias algunos días. Cuanto más borrado este un tatuaje, más rápido suele curar y menos molestias produce. También depende de la zona del cuerpo donde esté ubicado. Sensación de picazón es también normal.

 

¿Un tatuaje eliminado con láser puede llegar a producir inflamación en la zona tratada?

Las defensas naturales de nuestro cuerpo pueden causar rojez e hinchazón después del tratamiento. Pero en poco tiempo se reducirá y no es motivo de preocupación.

 

¿Qué es la hiperpigmentación?

La hiperpigimentación es el oscurecimiento de la zona tratada. Esto se puede producir si se utiliza una potencia demasiado alta, o si no se respetan los plazos entre sesiones. Se suele llamar hiper-pigmentación post-inflamatoria.

 

¿Qué es la hipopigmentación?

La hipopigmentación es el aclaramiento de la zona tratada. Esto puede ocurrir al tratar colores como el rojo o el azul, que para eliminarlos necesita un láser un poco más agresivo con la piel. A esto se le suma la dificultad del sistema inmunológico para eliminar el pigmento y la toxicidad del mismo.